28 julio 2014

Jo Hansford la reina de la coloración

Hace 20 años que Jo Hansford –apodada la Primera Dama de la Coloración– se estrenó en el mundo de la peluquería. Desde entonces ha ido acumulando todo tipo de reconocimientos, incluido el Member in the Most Excellent Order of the British Empire, uno de los mayores honores que una persona puede obtener en Gran Bretaña. 

Por su salón, situado en el barrio londinense de Mayfair, pasan hoy en día numerosas celebrities. Charlamos con ella durante su reciente visita a Madrid, adonde acudió para presentar su línea de productos Expert Colour Care, que solo se vende en su país, España y Dubai.

¿Cómo se siente al escuchar que se refieren a usted como la mejor colorista del mundo?

Jo Hansford sorprendida (ríe). Es muy agradable, pero luego tienes que demostrarlo en el día a día. Tu reputación siempre está ligada a lo que haces.

¿Qué hay que tener en cuenta a la hora de elegir el color?

Lo más importante es que se mimetice con el tono de tus ojos y tu piel. No es nada glamouroso teñirse de un tono que no es acorde con tus rasgos faciales.

¿Cuál es el principal error que cometen las mujeres?

Teñirse en casa o ponerse un tono porque lo lleva una famosa. Es necesario un buen asesoramiento. El color no entiende de modas. Lo único que cambia cada temporada son las técnicas, como por ejemplo la de las mechas californianas.

Ya que las menciona, ¿se seguirán llevando?

No, se han acabado. Mi equipo las inventó hace cuatro años, aunque existen interpretaciones muy malas. Nuestra nueva técnica se llama écaille (en francés, concha); a diferencia de las californianas, el color luce en toda la longitud del cabello.

¿Las canas son bellas?

Yo las odio, porque hacen más vieja. Hay que taparlas siempre.

Es sabido que entre sus clientas hay muchas famosas, como Elizabeth Hurley, Angelina Jolie... ¿También Kate Middleton?

(Ríe). Sí, le hicimos la manicura para su boda.

¿Alguna anécdota vinculada a estas mujeres?

En una ocasión, Elizabeth Hurley se empeñó en teñirse de rubia. Yo le repetía que no pegaba con sus rasgos, que no le quedaría bien. Insistió y acabó por aclararse el pelo. Al cabo de unas horas, me llamó desesperada, diciendo: "¡Por favor, cámbiamelo!".

"Mi equipo inventó las mechas californianas, aunque hay copias muy malas."

La línea capilar de Jo Hansford se vende en perfumerías, salones de belleza y spas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario