24 diciembre 2011

El Chelsea dice adiós al título.

El Chelsea tiene aún más complicado aspirar a la Premier League después de un nuevo tropiezo, éste a domicilio ante un buen Tottenham, que en algún momento incluso se mereció ganar. De hecho, el ex madridista Adebayor estuvo cerca de lograr el 2-1 en el último minuto, no mucho después de que el español Oriol Romeu pusiese la pelota muy cerca del palo. Hubiera sido el 1-2.

El ex azulgrana, por cierto, fue de lo mejorcito del Chelsea, y eso que no salió en el once titular. Oriol fue suplente y sólo saltó a la cancha por lesión de Obi Mikel, pero demostrando, una vez más, que debe ser titular en un equipo que, por ahora, exhibe poco fútbol en su mediocampo.

Villas-Boas se comerá el turrón sin problemas, pero sus resultados distan mucho de lo que Abramovich quería en el inicio de la temporada. El Chelsea ya tiene casi imposible luchar por el título ante la supremacía de los dos equipos de Manchester.

LA TERCERA PLAZA

Con este resultado, el Tottenham se queda por delante del Chelsea en la tercera plaza con dos puntos de ventaja. Además, los spurs tienen un partido menos que sus rivales, el que jugarán el 11 de enero ante el Everton.

No hay comentarios:

Publicar un comentario